Home / Destacado / Contaminación Acústica: problema de salud pública.

Contaminación Acústica: problema de salud pública.

Contaminación Acústica: problema de salud pública.
5 (100%) 1 vote

Contaminación acústica

Encontrarse todo el día atascado en el tránsito lento de la ciudad, el escuchar el sonar de los claxons o escuchar la música de los locales comerciales a alto volumen son asociados a lo que hoy se conoce como contaminación acústica. Dicha contaminación se asocia a enfermedades cardiovasculares, hipertensión y sordera.

En el pasado seminario internacional “Ruido ambiental y Salud” que se llevó acabo en la Ciudad de México, académicos y especialistas señalaron que es indispensable un reglamento para regular desde el ruido laboral hasta ambientales. De no llevarse a cabo, la generación más afectada será la de los millennials que al llegar a la edad de 35 y 40 años tendrán problemas de salud.

La prevalencia de hipoacusia (sordera) inducida por ruido se ha incrementado en la población, principalmente entre 6 a 19 años, quienes sufren deterioro de la audición por uso excesivo de reproductores auditivos y diferentes tipos de gadgets, sostuvo Ileana Gutiérrez Farfán, médico de audiología, otoneurología y foniatría del Instituto Nacional de Rehabilitación.

Explicó que 20 por ciento de los adultos sufren una pérdida bilateral: 75 por ciento son mayores de 65 años, en primer lugar por plesbiacusia (pérdida auditiva relacionada con la edad, así como también enfermedad neurodegenerativa) y en segundo término por la exposición al ruido.

Fausto Rodríguez Manzo, coordinador del laboratorio de análisis y diseño acústico de la UAM-Azcapotzalco, dijo en entrevista que el ruido es el contaminante ambiental que mayor molestia provoca en las zonas urbanas como la CDMX, Guadalajara, Monterrey, Tijuana, Puebla, Mérida, entre otras grandes ciudades. Es necesario, agregó, abordar el problema desde una perspectiva multidisciplinaria que englobe aspectos biológicos, de salud, legales, sociales, culturales y sicológicos.

Hay un problema grave por la exposición a altos niveles de ruido, el cual genera enfermedades cardiovasculares, dolor de cabeza, problemas sicológicos y siquiátricos, trastorno del sueño, falta concentración, así como daño o pérdida de la audición. Es necesario que el sector salud se haga cargo de la situación, reiteró.

El problema de la contaminación acústica ha disminuido tan sólo un poco con la implementación del nuevo reglamento donde prohíbe a los automovilistas el uso excesivo del claxon o del estero musical a cierto volumen. Tomar medidas precautorias nos ayudará a poder disminuir el impacto del daño que se le ha ocasionado a nuestro sistema auditivo.

About Editorial

Te puede interesar

Grupo_Altavista_Indroads

Grupo Altavista, presente en la celebración de fin de curso 2016 de INROADS de México A.C.

Grupo Altavista, presente en la celebración de fin de curso 2016 de INROADS de México ...